Mie. Nov 20th, 2019

(SELECCIÓN DE POEMAS) JACK KEORUAC, A 50 AÑOS DE SU MUERTE

6 min read

Jack Kerouac nació en Massachusetts el 12 de marzo de 1922, novelista y poeta, autor de la novela “En la carretera” la cual dejó una huella inolvidable en la literatura norteamericana, su vida se convirtió en un lienzo, su espíritu nómada lo empujó a recorrer la desaparecida ruta “66” en compañía de sus míticos amigos, Neil Cassady, Allen Ginsberg y Burroughs, etc.

Jack Kerouac inició la denominada generación “Beat” en la década de los 50, bajo los preceptos de: Rechazo a los valores norteamericanos, uso de drogas, libertad sexual, acoplamiento a la filosofía oriental.

Debido a su insaciable afición por el alcohol y la vida bohemia, Jack Kerouac muere debido a una avanzada cirrosis. El 21 de octubre de 1969, el poeta Beat alistaba un nuevo trabajo literario en su máquina de escribir, las varices esofágicas estallaron, en su cuerpo se produjo una hemorragia que los médicos no pudieron contener.

El 21 de octubre del año 69 desapareció uno de los grandes poetas y escritores que dio a luz la tierra del norte.


SELECCIÓN DE POEMAS


MI AMADA QUE NO QUIERE AMARME

Mi amada que no quiere amarme: 
Mi vida que no puede amarme: 
Las seduzco a ambas. 

Ella con mis besos rotundos… 
(En la sonrisa de mi amada la aprobación del cosmos) 
La vida es mi arte… 
(Protección frente a la muerte) 
Así sin autorización vivo. 
(¡Qué desgraciada teodicea!) 

Uno no sabe— 
Uno desea— 
Lo que es la suma.


Poema

Exijo que la raza humana
deje de multiplicar su especie
y se humille
lo advierto

Y como castigo & recompensa
por hacer este alegato sé
que renaceré
el último ser humano
Todos los demás muertos y yo
una anciana errando por la tierra
gimiendo en cuevas
durmiendo sobre harapos

Y a veces charlo, a veces
rezo, a veces lloro, como & guiso
en mi pequeña cocina
del rincón
“En cierto modo siempre lo supe”
digo
Y una mañana no me levanto de los harapos


Un día estarás tumbado…

1
Un día estarás tumbado
allí en un delicioso trance
y de pronto una caliente
brocha enjabonada te será
aplicada en la cara
—lo tomarás a mal
—un día el
empleado de la funeraria te afeitará

2
Dulce amor monstruañoso
De los mimos de mamá
¡Eh!
Llama Dios a la Madre
Para detener esta lucha

3
Yo eso repetí & agoté
el metro & perdí 2 centavos
Yo que fui multado
Para ser gallardo
Y refinado
¡Ay!

Yo que fui
¡Aúúúú!
El búho
En la ventana

4
Vieja cagada de perro navajo, tú
tus bienes son los mejores
bienes que he visto nunca ¿por qué
parece loco tu perro
cuando ladra?

¡Eh, sabueso!
no te comas crudo ese conejo muerto
delante de mis narices
—caliéntalo un poco


Cómo meditar

—luces fuera—
caída, manos unidas, en instantáneo
éxtasis como un chute de heroína o morfina,
la glándula interior de mi cerebro descargando
el perfecto fluido alegre (Santo Fluido) cuando
me desnudo y fijo todas las partes del cuerpo
a un trance de inactividad —Curando
todas mis enfermedades —borrándolo todo —ni
siquiera un fragmento de un “Espero que tú” o un
lunático bocadillo de tebeo queda, sólo la mente
en blanco, serena, sin pensamientos. Cuando un pensamiento
brote llegando de lejos con su manifiesta
presencia de imagen, debes engañarlo y fuera con él,
quítatelo de delante, dríbalo, y
se desvanece, y el pensamiento nunca vuelve —y
con alegría comprendes por primera vez
“Pensar es justo lo mismo que no pensar—
Así que no tengo que pensar
nada
más”


Poema

El jazz se suicidó
Pero no dejó suicidarse a la poesía

No temas
al frío aire nocturno

No escuches a las instituciones
cuando devuelvas manuscritos
a la arenisca

no saludes & no pelees
por los pioneros de Edith Wharton
o la prosa de nebraska de ursula major
cuelga simplemente en tu patio
y ríete jugando amablemente
pastel trombón
& si alguien te da perlas
juju, judío, o cualquier otro,
duerme con ellas alrededor del cuello


Tus sueños serán mejores

No hay lluvia
no hay yo,
Te lo digo, tío
Seguro como la mierda.


Blues

Parte de las estrellas matutinas
La Luna y el correo
La codiciosa X, el rabioso dolor,
—la luna Sittle La
Pottle, ti, ti, ti—,

Los poetas son viejas habitaciones sabiondas
escriben doblados sobre palabras
y saben que las palabras se inventaron
porque nada era nada

Al usar palabras, usa palabras
la X y el papel
Y la página blanca del emperador
Y el último de los toros
Antes de que la primavera funciones
Estamos todos perdidos nada
que consigamos como sea
Así comerciamos en la noche
en el mercado de palabras


Iluminaciones

Muy bien, me enferman
todas estas iluminaciones
esclarecimientos
enmudezco nuevamente
la mañana delicada, azul,
firmamento a través del árbol.

*

Allen dice: «Cuando las personas
se vuelven religiosas,
comienzan a alimentar
a todo el mundo.»

*

La humildad
es beatitud
La generación beatífica

*

Pensamiento en la bañera:
Una roca es como el espacio
porque ella no se mueve:
el espacio es como una roca
porque está vacío.
Las palabras son Budas.


Soledad mexicana

Y soy un extraño sin felicidad
caminando las calles de México
recordando.
Mis amigos, se me han muerto,
mis amantes desaparecieron,
mis putas fueron proscriptas,
mi cama apedreada y sacudida
por los terremotos y no tengo
hierba santa para volarme a la luz
de las velas y soñar humo de autobuses
solo eso, tormentas de polvo, y las mucamas
que me espían furtivamente a través de un agujero
en la puerta, taladrado secretamente para observar
las almohadas con que hacen el amor los masturbadores.
Yo soy la gárgola
de Nuestra Señora
soñando en el espacio
sueños grises brumosos
mi rostro apunta hacia Napoleón
no tengo forma.
La libreta en la que anota las direcciones postales
está plagada de «Que en paz descanse»
No creo en el valor del vacío,
me siento cómodo sin honor
mi único amigo es un viejo marica
que no posee una máquina de escribir
que, si fuera mi amigo,
intentaría sodomizarme.
queda algo de mayonesa,
una no deseada botella de aceite,
campesinos lavando el tragaluz,
un loco con quien comparto el mismo cielorraso
hace gárgaras en el baño contiguo
unas cien veces por día.
Si me emborracho tengo sed
si camino mi pie se rompe
si sonrió mi máscara es una farsa
si lloro sólo soy un niño
si recuerdo miento
si escribo, ya todo fue escrito
si muero, la muerte llega a su fin
si vivo, la muerte recién comienza
si espero, la espera es más prolongada
si parto, la partida ya no existe
si me duermo la dicha suprema es pesada
la dicha pesa sobre mis párpados
si voy a cines baratos me comen las chinches.
No tengo dinero para cines lujosos
si no hago nada
nada lo hace


Poema de Tánger

Tu padre te expulsó en una perfecta forma fantasmal

Todo lo que tienes que hacer es morir
todo lo que tienes que hacer es volar
¿Si el nombre de tu padre es Dédalo
como puedes ser Ícaro?


Moscas

¿Existió alguna vez un tiempo en el que las moscas
no estuvieran obligadas a buscar el sol
a través del prohibido
cristal de las ventanas?

¿Tiempo en el que los hombres no oraban
para que Dios
los liberara del error,
Gesundheit*?

¿Un tiempo en el que los jugadores de fútbol**
no se amontonaban
para planificar la caída
del otro equipo
con trazos de tiza?

¿A quién le importa?
Dios nos ama a todos, su propio
pensamiento e imágenes en su Sueño,
Gesundheit.

Ningún judío de la Tora, ni el mágico Corán
fueron alguna vez más inteligentes
que Dios.

Dios amado todos aman a Dios, él ellos mismos
¿por qué preocuparnos del marica
en la habitación 3?
Dios te bendiga.

Bebamos whisky sours en el Ritz
a las tres de la tarde del domingo hablemos de Tolstoy,
¿a quién le importa?

Todo lo que deseo de esta Perséfone***
son poemas instruyendo la leche del amor a través
de la anémona.

Juan Andrés Gutiérrez
Director de Hoja Negra

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Copyright © Todos los derechos reservados / Hoja negra oficial Colombia | Newsphere by AF themes.